domingo, 28 de septiembre de 2014

¿Cómo han ido mis primeros días de clase?

 Bueno, como comenté en la entrada anterior acabo de empezar el nuevo curso (como muchos otros), así que os voy a contra como me ha ido estas semanas. Pero para ello quiero empezar por el principio: El día de la reserva de matrícula. No tiene desperdicio, creo que la historia de como llegué al nuevo instituto está al nivel de una odisea de clase B.


 El día que decidí hacer la matrícula descubrí que se había acabado el plazo para las reservas esa misma semana. Yo como soy una chica muy precavida ya llevaba fotocopias de todo lo que suelen pedir en estos casos: fotos, DNI de los padres, DNI propio etc. No contaba con tener que entregar también una fotocopia de la renta, pero bueno, así es la vida. Me dieron los papeles que debía cubrir, pero tenía que entregarlos en el edificio de la Xunta, sitio en el que por cierto, nadie sabe nada, ellos solo están ahí para recoger papeles, si falta algo no es su problema, es tuyo por no saberlo. Pff, funcionarios. El caso es que a la semana siguiente me llaman desde la Xunta para decirme que tengo que entregar unos papeles que faltaban, pero no me llaman a primera hora de la mañana, no, me llaman a eso de las 12, por lo que tuve que esperar al día siguiente para entregar los papeles, ya que entre buscar los papeles (los cuales tenía mi madre y no estaba en casa, por lo que habría que realizar la búsqueda por teléfono), ir a fotocopiarlos, coger el autobús y llegar al edificio... como que en esa misma mañana no.
 Durante ese tiempo estuve estudiando para septiembre y vagueando un poco. También alterándome porque los de la Xunta, a principios septiembre no daban señales de vida y tampoco me habían dado la fecha para el examen de recuperación que tenía que hacer. Me dieron la fecha para el examen: un lunes por la mañana. Pero todavía no sabía si me iban a escoger en alguno de los institutos en los que me presenté. También estaba un tanto insegura: Escogí sin pensármelo mucho Artes escénicas y musicales; como segunda opción escogí Bellas Artes, pero claro, mis conocimientos sobre música se limitan a la primaria y en ese bachillerato suele anotarse toda la gente de conservatorio, por lo que yo estaba en plan "¿Habré escogido bien? ¿Tendría que haber escogido Bellas Artes?" y así, comiéndome la cabeza durante largo tiempo; incluso fui a hablar con el inspector, pero como os dije antes, ellos nunca saben nada y se limitó a darme una dirección para que viera las asignaturas de cada rama.


 ¡Entonces llegó el día en el que me mandaron el mensaje de que estaba aceptada en el centro que había escogido en Artes éscénicas! ¡Un viernes por la tarde!
 Fui corriendo al instituto (osease: en bus) esa misma tarde, pero que sorpresa, la secretaría del instituto estaba cerrada. De nuevo me dieron papeles que debía cubrir y entregar el lunes, el día de la presentación ¿pero recordáis cuando tenía que hacer el examen de recuperación? ¡Exacto! ¡Ese lunes! Por la mañana, al igual que la presentación. Tuve que llamar al centro para cambiar el examen, pero solo podía ser ese día o por la mañana o por la tarde, así que lo cambié por la tarde.
 Llegué a casa y cubrí los papeles. Entonces me di cuenta de que me habían dado los papeles para el bachillerato de Ciencias Sociales... Un aplauso por favor. 


 Llegué al instituto temprano para que me diera tiempo a hacer todo el papeleo antes de la presentación. Cambié los papeles y comencé a cubrirlos. Elegí como optativa una asignatura de técnica vocal (¿modulación de la voz o algo así? Bueno, no recuerdo el nombre) y en su defecto escogí anatomía aplicada, ya que justo había terminado de estudiar anatomía y tendría algo de ventaja.  ¡¿Pero cuál fue mi sorpresa cuando me dijeron que no podía cursar ninguna de las dos porque no había profesores?! Tenía que escoger entre TIC (que ahora se que es informática, pero antes no lo sabía, porque en secretaría tampoco supieron explicármelo) y francés (yo no he dado francés en la vida).


 Escogí TIC, a la que llamé "la asignatura misteriosa" hasta que tuve la primera clase. No sabía con que me iba a encontrar, pero no podía ser peor que dar el nivel de bachillerato de un idioma en el que solo sabes decir "ode toilette".
 Fui al salón de actos para la presentación, nos llamaron fuimos a nuestra aula y ¡oh, sorpresa otra vez! empezamos a dar clase. No se si a vosotros os ha pasado ya, pero a mi es la primera vez que me pasa en una presentación. Lo mejor se todo es que esa misma tarde teníamos clase y yo tenía mi examen. Mi primera falta.


 De los días siguientes la verdad no puedo quejarme, encontré dos chicas de mi edad y es con quien estoy normalmente, a demás ambas me ayudan mucho en música, ya que están en el conservatorio y yo en clase de música estoy muchas veces en plan "yo me llamo Raplh".


 Pero bueno, saqué un 7 en el primer examen de lenguaje musical, no está mal. Y el lunes tengo otro. Por otra parte el profesor de música es muy majo y siempre intenta explicarlo todo (si, levanto la mano constantemente para preguntar. Ya se sabe mi nombre).
 Volviendo al tema de los compañeros, por el momento son todos aceptables, aunque los hay con los que aun no he hablado claro xD A parte de las dos chicas anteriormente mencionadas también socializo con mi compañero de mesa, el cual nos acompaña en los recreos; un chico de perilla muy majo que toca en el grupo de unos conocidos y también se nos une en los recreos en compañía de una amiga suya que dibuja mucho;  una chica brasileña, pero bueno, ella habla con todo el mundo, es la típica chica super sociable y finalmente una fan de Harry Potter que me dedicó una mirada de desprecio cuando le dije que mi casa favorita es Slytherin. Lo cual me recuerda que en algunas puertas de los baños de las chicas está escrito "La cámara de los secretos ha sido abierta. Enemigos del heredero temed". Y no, no lo ha escrito ella, ya se lo pregunté.

 Finalmente me he unido al coro del centro este viernes junto con la chica brasileña, la fan de Harry Potter y los dos chicos mencionados (y algunos más de mi clase). Comenzamos los ensayos el lunes con "California Dreamin", y creo que el hecho de que el profesor de música nos sobornara con subirle la nota a quien se anotara no ha influido en absoluto, pero no me vendrán mal unos puntos extra en música.

 Por otro lado tengo las semanas llenas, de hecho esta no pude ir a la autoescuela, menos mal que puedo hacer test en casa, porque la verdad, no lo llevo nada bien. ¡Ah, y por cierto! Ya me he puesto enferma. Era demasiado tiempo sana.


 Y ese es el resumen, la historia del nuevo curso. Ahora intentaré jugar un rato a los Sims 4, que solo he podido crear dos personajes y todavía no comencé a jugar. El editor me gusta, pero las casas y el entorno en general lo noto muy plástico, a de más a penas hay opciones de personalización de objetos y el hecho de que la pantalla de carga aparezca cada vez que quiero visitar a un vecino no me agrada mucho. Eso y que los sims tienen menos características (artista, malvado etc).

 Eso es todo por hoy ¡Un saludo y hasta la próxima!